viernes, 3 de agosto de 2007

Una de a(hu)mor

Cuando yo tenía 10 u 11 años aproximadamente, los viernes por la noche, a las 22.00, pasaba en televisión un ciclo de cine de Tyrone Power (que unos cuantos años antes de esa época fue como una especie de Brad Pitt, imagino). Mis padres, cosa que agradezco, no presentaban objeciones en cuanto al horario para que los chcicos nos fuéramos a dormir. Una de aquellas películas que recuerdo fue "Suez", que versaba sobre la vida de Fernando de Lesseps, diplomático francés realizador del Canal de Suez. Tyrone Power lo interpretaba, claro. Se trataba, a no dudarlo, de una gesta de magnitud en cuanto a sus aspectos técnicos, políticos y financieros.

En la película había una protagonista femenina, Linda Darnell, de quien, obviamente se enamoraba Power / Lesseps... Recuerdo claramente cómo llamó mi atención en aquel momento el sinsentido que encontraba yo en aquellos menesteres amorosos en medio de una gesta semejante. ¿Cómo era que el protagonista se enredaba en esas minucias habiendo asuntos tanto más relevantes y trascendentales que tender?. Hasta creo haberle preguntado a mi padre acerca del tema...

Los años pasaron y hube de enredarme de igual modo una y mil veces, dejando de lado o distrayéndome de mis "asuntos importantes" (que no eran la construcción del canal de Suez, por supuesto, pero eran míos). Hoy, que ya estamos "dando vuelta el codo", veo que este tipo de "asuntos" sigue teniendo la misma presencia y fuerza que en la película de Tyrone Power, si no en mí (por el momento, nada más) en muchos de mis amigos, conocidos y en general, por lo que puedo apreciar. Parece nomás que el tema del "amor" es mucho más importante que lo que yo pensaba y deseaba. ¿Construir el canal de Suez o enamorar a la señorita de turno? ¿Cruzar Los Andes o refugiarse en esas polleras prometedoras? ¿Descubrir América o quedarse en casa abandonado a esos brazos calentitos de nuestra dama?... ¿O se pueden hacer las dos cosas a la vez?... ¿Habrá que buscar nuevos encuadres o contextos?... ¿Habremos de pagar un precio muy alto si nos permitimos cuestionar temas como éste?... En medio de estas (y otras) preguntas por el estilo, preguntas a las que aún no he encontrado respuestas, me crucé con este viejo trabajo de Quino que "por algún motivo" tenía guardado. No es el único cuadro (el que ves arriba); son varios, a los que podés acceder cliqueando aquí>>> . ¡Es muy bueno Quino!

No hay comentarios:

 
Elegant de BlogMundi